No quiero quererte

A veces el silencio

se apodera de todo cuanto me rodea,

las telarañas anidan en mi lengua

y los ojos,

acostumbrados a la penumbra,

se niegan a ser regados

por la luz del sol

y el destello de tu mirada.

La paleta de colores de mi alojamiento

es ridícula y estridente.

No corresponde al hondo sentimiento

que albergo.

¿Para qué te tomaste tantas molestias

restaurando las paredes

si no querías sanar

mi oprobiado corazón?

¡Ah, sí!

Recuerdo que decías algo así:

el exterior

cuenta con poder de reclamo,

la elegancia encandila a las visitas.

¿Pero sabes qué?

Yo no aspiro

a engatusar durante unas horas.

Yo deseo enamorar

y que me enamoren.

No anhelo visitantes de dormitorio.

Me sabe a poco susurrar:

“Un te extraño y un te quiero”

a una almohada.

No quiero imaginar

cómo saben las caricias del después.

No quiero quererte.

¡Márchate!

Alicia Adam

Fotografía: Mercedes González.

17 comentarios sobre “No quiero quererte

Agrega el tuyo

    1. Muchas gracias. Lo cierto es que lo busqué en el diccionario cuando lo estaba escribiendo. Lo he vuelto a buscar ahora (sino), es una palabra que me confunde mucho al escribir. Me pareció que por el significado que tiene en el texto se escribe junto, pero como te veo muy segura, lo editaré.
      Muchas gracias.🤗

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: